Cassini encuentra “El Gran Vacío” de Saturno

NASA

La nave espacial Cassini de la NASA se prepara para llegar al espacio estrecho que hay entre Saturno y sus anillos por segunda vez en su “Gran Finale”. Los ingenieros de Cassini están encantados, aunque otros científicos están desconcertados, ya que la región parece estar relativamente libre de polvo, según una evaluación basada en datos recogidos por la sonda durante su primera inmersión a través de la región el 26 de Abril.

“La región entre los anillos y Saturno es un ‘gran vacío’, aparentemente”, dijo el director del proyecto Cassini, Earl Maize, del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California. “Cassini va a mantener el rumbo, mientras que los científicos trabajan en el misterio de por qué el nivel de polvo es mucho menor de lo esperado”.

81

Foto: NASA

Basándose en imágenes de Cassini, los modelos de presencia de partículas en la región entre Saturno y sus anillos (2.000 Kilómetros de diámetro) sugiere la ausencia de partículas grandes que supondrían un peligro para la nave espacial.

Debido a que nunca ninguna nave espacial había atravesado la región antes, los ingenieros de Cassini la orientaron de modo que su antena de 4 metros de ancho apuntara en la dirección de procedencia de las partículas de los anillos, protegiendo sus delicados instrumentos como medida preventiva durante su inmersión del 26 de Abril.

El instrumento de Cassini RPWS, era uno de los dos instrumentos científicos con sensores que sobresalían desde el escudo protector de la antena (el otro es el magnetómetro de Cassini). RPWS detectó los golpes de cientos de partículas de los anillos por segundo cuando cruzó el plano de los anillos en las afueras de los anillos principales de Saturno, pero sólo detectó unos pocos sonidos el 26 de Abril.

Cuando los datos del RPWS se convierten a un formato de audio, las partículas de polvo generan sonidos que cubren hasta los silbidos y chirridos de las ondas que el instrumento está diseñado para detectar. El equipo del RPWS esperaba oír una gran cantidad de contaminantes orgánicos persistentes y grietas al cruzar el plano de los anillos, en el interior del hueco, pero en cambio los silbidos y chirridos fueron pocos .

“Fue un poco desorientador, no estábamos escuchando lo que esperábamos escuchar”, dijo William Kurth, director del equipo del RPWS de la Universidad de Iowa.

“He escuchado la primera inmersión varias veces y, probablemente, puedo contar con mis manos el número de impactos de partículas de polvo que he escuchado”.

El análisis del equipo de Cassini sugiere que se encontró con pocas partículas a su paso por la brecha, no mayores que las del humo (aproximadamente 1 micra de diámetro).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s